caracolesrecetas

Helado de caracoles

Helado de caracoles

Para hacer Helado de Caracoles, necesitaremos los siguientes ingredientes:

Ingredientes

Los caracoles que quepan en una llauna, cocidos con sal, pimienta y un poco de pimentón rojo.

3 dl. de agua mineral.
1 clara de huevo.
1 hoja de gelatina.
Tostadas de pan.
Ajo en polvo deshidratado.
Tomillo.
Romero.
1 dl. aceite de oliva virgen.

Preparación del Helado de caracoles

Haremos una infusión con el agua mineral, el tomillo y el romero.

Añadiremos los caracoles (ya cocidos anteriormente) sacándolos de sus conchas, junto con la hoja de gelatina, la clara de huevo y el aceite de oliva.

Lo trituraremos y los pasaremos por un colador bien fino.

Lo dejaremos enfriar y procederemos a montar el helado en una máquina de hacer helados.

Para montar el plato lo espolvorearemos con un poco de ajo deshidratado y lo acompañaremos con las tostadas de pan.

Ahora ya podemos disfrutar de nuestro helado de caracoles.

Pero por muy sorprendente que parezca el helado de caracoles, un heladero italiano creó un postre de fresa frío en el que sustituyó el agua por el moco de este molusco por sus supuestas propiedades curativas.

Las heladerías son a Italia lo que los bares a España. Tanto les gusta a los italianos dar un paseo compartiendo un helado, como a los españoles quedar con los amigos a tomar unas cervezas y unas tapas. Desde Turín hasta Sicilia encuentras heladerías casi en cada esquina, con productos excelentes a poco más de un euro y una interminable carta de sabores. La ambición de un maestro heladero por aumentar la lista de gusti le ha llevado a cruzar una nueva frontera: ha preparado un sorbete de fresa con baba de caracol en lugar de agua. El responsable de esta peculiar creación culinaria es Alesandro Racca, chef de la Carpigiani Gelato University, el centro de formación de esta empresa que fabrica maquinaria para heladerías.

«Me quedé sorprendido por las propiedades emulsionantes y estabilizantes de este producto totalmente natural y de agricultura ecológica», dice Racca, que asegura que quedaron encantados todos los que probaron el sorbete en un encuentro de cocineros y heladeros la semana pasada. «Sabe ligeramente a limón», describe Michela Iorio, de Carpigiani. «La idea nació un poco de casualidad, porque vino a vernos una criadora de caracoles y nos dijo que podíamos crear un helado con su baba».

El gran problema es el precio del litro de baba de caracol, unos 45 euros por litro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *